miércoles, 5 de julio de 2017

Y que estés callado.
Y que me mires de lejos.
Y que de repente paren los silencios.

Y que me demuestres, (Una vez mas), que eres la mejor sensación del mundo.
Y que después de tres días sin hablar y sin saber muy bien como, te presentes en puerta.
Y que tenga que salir corriendo, dejando atrás los restos de una guerra.
Y que me sorprendas.
Y que me enseñes que lo que yo veo malo, puede ser bueno.

Solo tu podías hacer eso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario