domingo, 4 de mayo de 2014

Asi la llamaban

La llamaban libertad hasta que conoció el amor.
La llamaban aire hasta que se quedo en aquel lugar.
La llamaban rayo, hasta que te conoció.
La llamaban sentimiento, hasta que se reservó.
La llamaban fuego, hasta que solo ardia cual mechero con su dueño.
La llamaban esencia, hasta que se perdió en tus rarezas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario